Lo que iba a ser un juego con su querida mascota no terminó bien. La tuitera Laru Sanson mostró en las redes su intento por hacer una sesión de fotos con su perro Kenai, un ovejero alemán, en la pileta.

 En las primeras imágenes al animal se lo ve tranquilo, pero en las fotos siguientes quedó capturado el momento en que el animal abre la boca y le muerde la cara a la joven.

Mientras que en las restantes la chica muestra los puntos que le dieron por las heridas que sufrió en el rostro, producto de los múltiples cortes por la inesperada reacción de su perro.

El ataque se produjo el martes en Tucumán y la víctima se tomó con humor la situación, a pesar de la peligrosa situación que vivió. “Sesión de fotos con Kenai sale mal”, publicó la joven, que sufrió heridas en toda la cara.

- PUBLICIDAD EN NOTICIA -